SENTENCIA

El Tribunal Constitucional ampara a un padre que retuvo más de ocho años a su hijo en el extranjero

Noticia

El Tribunal Constitucional ha amparado a un padre que se llevó a su hijo durante más de ocho años a distintos países asiáticos y a Méjico contra el consentimiento de la madre y sin tener conocimiento de la sentencia firme que daba la guardia y custodia definitiva a ésta última.

Obligación y derecho de alimentos

El Alto Tribunal ha anulado la sentencia dictada en abril de 2012 por el Juzgado de lo Penal número 2 de Jaén, que fue confirmada por la Audiencia Provincial, y que condenaba a tres años de cárcel a José A. por un delito de sustracción de menores y le obligaba a indemnizar con 600.000 euros a la madre de los niños.

Los magistrados del Constitucional consideran que su derecho a la legalidad fue vulnerado ya que la sentencia condenatoria no valoró la "consciencia y voluntariedad" que tuvo el demandante al incumplir la resolución judicial sobre la guardia y custodia del menor.

Dijo no conocer la resolución judicial

El hombre alegó que no conocía las resoluciones que otorgaban a la madre la guardia y custodia del menor. José mantuvo una relación sentimental con María, fruto de la cual nació un niño en 1997. Un año después, el hombre se llevó al menor a distintos países asiáticos hasta que se fue a vivir a Méjico cuando el niño contaba con unos tres años de edad para escolarizarlo.

En octubre de 2006, el hombre devolvió el menor a su madre. Durante ese tiempo, ésta no tuvo en ningún momento conocimiento del estado y de la situación de su hijo.

El Alto Tribunal recuerda que el delito de sustracción de menores no se tipificó hasta 2002 y que el juzgado no abordó el "dolo", la "intencionsalidad", que tenía el padre cuando infringió la resolución judicial sobre la custodia mientras se encontraba en el extranjero.

El Tribunal Constitucional ampara a un padre que retuvo más de ocho años a su hijo en el extranjero
Valora este artículo