fbpx

Con ocasión de la jornada celebrada ayer en el IBM Client Center de Madrid, la tecnológica norteamericana dio a conocer algunas de sus nuevas soluciones basadas en IA para luchar combatir el ciberdelito.

IBM presenta sus nuevas soluciones de cifrado ante la irrupción de la computación cuántica

Noticia

La jornada contó con la participación de Dave Braines, científico de IBM Research experto en ciberseguridad, Michael Osborne, Security Research de Zurich Research Laboratory, e Isabel Tristán, Directora de Ventas de Seguridad de IBM España, en la que se trató como la criptografía homomórfica y la criptografía en celosías podrán proteger la información ante futuros ataques con computación cuántica. Además, se abordó también como la aplicación de la IA en la lucha contra la ciberdelicuencia permitirá acometer problemas como el de detener el ataque de DeepLocker contra el malware criminal, que hoy por hoy, resulta prácticamente imposible, ya que sólo se puede desactivar tras haber alcanzado su blanco.

Dave Braines, científico de IBM Research experto en ciberseguridad

Construir un ordenador cuántico universal es uno de los proyectos de ingeniería más emocionantes en este momento. Los avances se suceden cada vez más rápido y el objetivo de tener un ordenador cuántico está cada vez más cerca. Y con él, la expectativa de resolver problemas hasta ahora irresolubles a partir de la capacidad de procesamiento de la computación clásica. Aunque la computación cuántica a gran escala supondrá grandes avances, también implica retos en materia de ciberseguridad.

Si hoy apareciera un ordenador cuántico con suficientes cúbits, prácticamente todas las comunicaciones en Internet se volverían inseguras. Por eso los científicos de IBM Research están desarrollando soluciones de cifrado resistentes ante las posibles amenazas de seguridad que pueda plantear la computación cuántica universal. Concretamente, la encriptación homomórfica  y la encriptación basada en “celosías.

Ante este escenario, caracterizado por la sofisticación de los ataques cibernéticos, el problema de la ciberseguridad en el ámbito corporativo, conduce a una situación de urgencia cada vez mayor pues es cuestión de tiempo que utilicen -si no está ocurriendo ya- herramientas de inteligencia artificial. Por eso, investigadores de IBM Research han desarrollado una nueva generación de herramientas de ciberseguridad con IA, denominada DeepLocker. Esta tecnología aúna herramientas de IA de código abierto con técnicas de malware que dan lugar a un nuevo tipo de malware evasivo -capaz de evitar de forma activa ser analizado e identificado- ultra dirigido yaltamente efectivo contra el cibercrimen.

La ventaja de DeepLocker es que permanece oculto en una aplicación hasta que, gracias a su entrenamiento con IA, se activa cuando identifica al sospechoso, mediante reconocimiento facial, geolocalización o reconocimiento de voz. Esta capacidad es similar al ataque de un francotirador, en contraste con el enfoque de "rociado” del malware tradicional. DeepLocker está diseñado para ser sigiloso al volar bajo el radar evitando su detección.

Este malware es prácticamente imposible de detener ya que los ciberdelincuentes sólo podrían desbloquear su carga una vez les hubiese alcanzado. Esto es posible mediante el uso de un modelo de IA de red neuronal profunda (DNN) que evita que los ciberdelincuentes.

Fuente: IBM España

Fotos de los intervinientes en la jornada:

Dave Braines, científico de IBM Research experto en ciberseguridad

Michael Osborne. Security Research
Zurich Research Laboratory, Zurich, Switzerland