fbpx
Entre otros objetivos, permitirá la detección precoz de discrepancias en la descripción catastral de inmuebles, que permitirá un ajuste del valor de referencia si fuera necesario

La FETTAF suscribe un convenio con la Dirección General del Catastro

Noticia

La Dirección General del Catastro (DGC) ha firmado un convenio de colaboración en materia de gestión catastral y para el intercambio de información con la Federación Española de Asociaciones Profesionales de Técnicos Tributarios y Asesores Fiscales (FETTAF).

Catastro para asesores-img

El convenio ha sido suscrito por Fernando de Aragón, director general del Catastro, y por Joan Torres Torres, presidente de la FETTAF.

Los compromisos que se van asumir con el presente convenio son, entre otros, el intercambio de información catastral de interés para ambas instituciones así como la asistencia en la confección y presentación de declaraciones catastrales a los clientes que así lo soliciten a los Técnicos Tributarios y Asesores Fiscales, mediante la utilización del asistente de declaraciones y el asistente gráfico que pone a disposición la Sede Electrónica del Catastro.

Este convenio introduce como novedad el establecimiento de un canal específico de acceso a la información catastral para las asociaciones integradas en la FETTAF, así como un sistema de remisión de posibles discrepancias que pudieran detectar los profesionales tributarios en el ejercicio de sus funciones.

En este sentido, cabe destacar la remisión a la Dirección General del Catastro de aquellas discrepancias en la descripción catastral de los bienes inmuebles que repercuta de manera especial en el cálculo del valor de referencia. Esta detección precoz de dichas discrepancias, permitirá el ajuste de la descripción catastral de los inmuebles a la realidad física de los mismos. De esta manera se garantiza, en caso que se esté produciendo la transmisión de dichos inmuebles, la bondad de los valores de referencia, con anterioridad a la posible presentación de autoliquidaciones tributarias ante las administraciones competentes.

Se trata, en suma, de un nuevo acuerdo que reforzará la seguridad jurídica tanto para ambas instituciones como para los ciudadanos, y contribuirá a una mayor eficiencia en la actualización de la información catastral.