fbpx

Los órganos judiciales dictaron 13.049 sentencias, de las que el 73,11 por ciento fueron condenatorias

El número de víctimas y denuncias de violencia machista mantienen en el primer trimestre del año la tendencia a la baja observada durante el estado de alarma

Noticia

La disminución del número de víctimas, denuncias y órdenes de protección solicitadas a los órganos judiciales pone de manifiesto que las consecuencias de la crisis sanitaria causada por el COVID-19 se han mantenido también durante el primer trimestre de este año. Según las estadísticas que el Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género ha hecho públicas, entre el 1 de enero y el 31 de marzo se registraron 35.001 denuncias, un 3,21 por ciento menos que hace un año y hubo 34.350 víctimas, lo que equivale a un descenso del 1,38 por ciento.

Maltrato-violencia-penal

En cuanto a las órdenes de protección, se solicitaron ante los juzgados de violencia sobre la mujer y ante los juzgados de guardia un total de 9.506, un 10,4 % por ciento menos que hace un año. El descenso fue muy significativo (del 10,36 %) si solo se tienen en cuenta las peticiones dirigidas a los juzgados de violencia sobre la mujer.

Aumentó, por el contrario, en un 13,3 por ciento, el número de sentencias dictadas por los distintos órganos judiciales (juzgados de violencia sobre la mujer, juzgados de lo penal y audiencias provinciales), que fueron 13.049, frente a las 11.515 dictadas en el primer trimestre de 2020. La proporción de sentencias condenatorias experimentó un leve ascenso, al situarse en el 73,11 % del total de dictadas (en el primer trimestre de 2020 representaron el 70,1 % del total).

Los juzgados registraron 35.001 denuncias por violencia de género

Los juzgados de violencia sobre la mujer registraron en el primer trimestre del año un total de 35.001 denuncias, un 3,21 % menos que en el mismo trimestre de 2020, en el que sumaron 36.162. El porcentaje de denuncias presentadas directamente por las víctimas, bien en comisaría (25.016, el 71,47% del total) bien en el juzgado (675, el 1,93%), ha aumentado con respecto al ejercicio anterior al pasar del 70,82 % al 73,4 % de todas las registradas. Es decir, siete de cada diez denuncias son de la propia víctima.

También han experimentado un leve aumento las denuncias presentadas por los familiares de la víctima, aunque éstas siguen manteniéndose en un porcentaje muy bajo. En el primer trimestre de 2020, apenas fueron el 1,69 por ciento del total; este año, entre enero y marzo, representaron el 2,23 por ciento: 458 denuncias (1,31 %) se presentaron ante la policía y 323 (0,92%) en el juzgado.

Leve descenso del número de víctimas

En el periodo analizado, el número total de víctimas fue de 34.350, un 1,38% menos que en el mismo trimestre de 2020, en el que sumaron 34.831. De ellas, 23.202 (67,55%) eran españolas y 11.148 (32,45 %), extranjeras. El total de víctimas menores tuteladas ascendió a 94, de las cuales el 80,85 % (76) tenían nacionalidad española y el 19,15 % (18), otras nacionalidades.

Memento Experto Violencia Machista

Memento Experto Violencia Machista

La tasa de víctimas de la violencia de género en toda España fue de 14,2 por cada 10.000 mujeres, prácticamente la misma que hace un año (14,4).

Por comunidades autónomas, la tasa más alta fue la de Murcia, con 19,7 víctimas por cada 10.000 mujeres. También por encima de la media nacional se situaron Baleares (18,5), Comunidad Valenciana (18,3), Canarias (18,2), Andalucía (16,1) y Madrid (15,6).

Los territorios con una ratio más baja que la media nacional fueron Cantabria y Castilla-La Mancha (12,7), Cataluña (11,9), Navarra (11,7), Asturias (11,6), País Vasco (10,6), La Rioja (10,4), Galicia (10,3), Extremadura (19,1), Aragón (10) y Castilla y León (9,6).

 gráfico violencia genero junio 2021.jpg

Renuncias de la víctima

Una de cada diez víctimas de violencia machista (el 10,31 %) se acogió a la dispensa de la obligación de declarar. En total fueron 3.543, un 4,83 % menos que en el mismo trimestre de 2020. De ellas, 2.126 eran españolas y 1.417 tenían otra nacionalidad.

Órdenes de protección

La tendencia de las órdenes de protección durante los primeros tres meses del año ha sido descendente, en línea con la del resto de los indicadores de la violencia de género. Si se toma en consideración el total de órdenes de protección solicitadas (las solicitadas ante los juzgados de violencia sobre la mujer, que fueron 8.176, más las registradas en los juzgados de guardia, que fueron 1.330), ascendieron a 9.506, 1.105 menos que en el primer trimestre de 2020 (un 10,41 % menos). Las acordadas sumaron un total de 6.568 (5.577 por los juzgados especializados y 991 por los juzgados de guardia), cifra que representa el 69 % de las solicitadas.

En el 48,5 % de los casos, la víctima mantenía una relación afectiva con el agresor (su cónyuge o pareja) en el momento de solicitar la orden de protección. En el primer trimestre de 2020, ascendía al 52 por ciento de los casos.

Medidas judiciales penales y civiles derivadas de las órdenes de protección

Los juzgados adoptaron también un total de 17.667 medidas civiles y penales de protección de las víctimas (mujeres y menores), derivadas de las órdenes de protección y de otras medidas cautelares. De las 14.046 acordadas en el ámbito penal, el 76 % (10.706) se acordaron en el ámbito de la orden de protección, mientras que el 24 % restante (3.340) se acordaron como medidas cautelares.

Las medidas penales más frecuentes fueron las órdenes de alejamiento (5.558) y las prohibiciones de comunicación (4.967), que representan, respectivamente, el 76,6 % y el 69,4 % de las medidas adoptadas por los juzgados de violencia sobre la mujer. Las primeras disminuyeron un 5,8 % respecto a las acordadas en el primer trimestre de 2020; las segundas, disminuyeron un 11 por ciento.

Las medidas civiles acordadas sumaron 3.621, de las cuales el 93 % (3.366) lo fueron en el ámbito de la orden de protección y el 7 % restante (255), como medidas cautelares. El 20,14 % de las medidas civiles estaban relacionadas con la prestación de alimentos y el 17,70 % con la atribución de la vivienda. El 4,38 % supusieron la suspensión de la guardia y custodia y el 3,89 % la suspensión del régimen de visitas.

Los juzgados de violencia sobre la mujer acordaron durante el periodo analizado 95 medidas específicas de protección del menor para evitar un peligro o perjuicio, más del triple que entre enero y marzo de 2020 (28).

El 73,11 % de las sentencias condenaron al maltratador

El porcentaje de sentencias condenatorias con respecto al total de las dictadas por los órganos judiciales (juzgados de violencia sobre la mujer, juzgados de lo penal y audiencias provinciales) ha aumentado tres puntos porcentuales en relación con el primer trimestre del pasado año. Así, se ha pasado del 70,13 % de sentencias condenatorias al 73,11 %, una cifra muy próxima a la correspondiente a la media anual de 2020, que se situó en el 73,01 % de sentencias condenatorias.

Los datos aportados por todos los órganos judiciales al Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género indican que el total de sentencias dictadas entre el 1 de enero y el 31 de marzo de 2021 fueron 13.049. De ellas, 9.540 condenaron al agresor y 3.509 le absolvieron.

El mayor porcentaje de condenas a maltratadores se produjo una vez más en los juzgados de violencia sobre la mujer, donde supusieron el 86,92 % de los fallos. Las audiencias provinciales dictaron sentencias condenatorias en el 77,05 % de los casos y los juzgados de lo penal, en el 63,83 por ciento.

  • Juzgados de violencia sobre la mujer

Los juzgados especializados en violencia sobre la mujer celebraron en el primer trimestre de 2021 un total de 1.967 juicios sobre delitos leves, un 24,8 % más que en el mismo periodo del año pasado. El 43 % del total de juicios celebrados fueron en enjuiciamiento inmediato. El 48 % de los delitos enjuiciados fueron injurias y el 33 %, vejaciones injustas.

Los juzgados de violencia sobre la mujer recibieron durante el trimestre un total de 49.157 asuntos penales, una cantidad muy similar a la registrada entre enero y marzo de 2019, cuando los asuntos penales de nuevo ingreso fueron 49.331. Los delitos que centraron la mayor parte de las denuncias fueron una vez más los de lesiones y malos tratos del art. 153 del Código Penal, que representan casi la mitad de los delitos instruidos, y los de lesiones y malos tratos del art. 173 del texto punitivo, que representan el 14,5 por ciento.

Las personas enjuiciadas en estos órganos judiciales durante el trimestre analizado fueron 5.217, de las cuales 5.181 (99,3 %) eran hombres y 36 (0,7 por ciento), mujeres.

El número de sentencias que dictaron ascendió a 5.174, un 12,3 % más que en el primer trimestre de 2020. De ellas, 4.497 (86,92 %) fueron condenatorias y 677 (13,08 %) absolvieron al acusado.

Los juzgados de violencia sobre la mujer tramitan también demandas civiles –la mayor parte divorcios (27,55 %) y medidas sobre la guarda y custodia o alimentos (25,5 %)- presentadas por las mujeres víctimas de malos tratos. En el primer trimestre del año, estas demandas sumaron 5.509, una cantidad muy baja en relación con el número de asuntos penales instruidos por estos mismos órganos judiciales.

  • Juzgados de lo Penal 

Los Juzgados de lo Penal, encargados de enjuiciar delitos castigados con hasta cinco años de cárcel, recibieron en el primer trimestre del año un total de 8.370 asuntos (un 20,1 % más que en el mismo trimestre de 2020) y resolvieron 18.867 (un 24,5 % más).

Estos órganos dictaron 7.753 sentencias (un 13,4 % más que hace un año), de las que 4.949 (el 63,8 %) condenaron al acusado y 2.804 (36,1 %) lo absolvieron.

  • Audiencias provinciales

Las audiencias provinciales, cuyas secciones especializadas en violencia sobre la mujer enjuician los delitos más graves, castigados con penas de prisión superiores a cinco años, dictaron 122 sentencias (un 67 % más que en el primer trimestre de 2020). El número de sentencias condenatorias fue de 94 (77,05 % del total), mientras que las absolutorias sumaron 28 (22,95 %).

  • Juzgados de menores

Los juzgados de menores enjuiciaron a 80 menores de edad por delitos relacionados con la violencia sobre la mujer. En el primer trimestre de 2020 fueron 75, por lo que el incremento ha sido del 6,6 por ciento.

Se impusieron medidas (equiparable a una sentencia condenatoria) en 68 casos (el 85 % del total), de los cuales 62 eran relativos a menores españoles y 6, a menores extranjeros.