fbpx

Se han desarrollado herramientas como el Expediente Electrónico de Justicia Gratuita, la Centralita de Guardias o SIGA

La Justicia Gratuita también es tecnológica

Noticia

La gestión del Turno de Oficio y de las solicitudes de Asistencia Jurídica Gratuita es una de las tareas fundamentales de los Colegios de la Abogacía. Para ayudarles en esta labor el Consejo General de la Abogacía y su infraestructura tecnológica, RedAbogacía, han desarrollado herramientas como el Expediente Electrónico de Justicia Gratuita, la Centralita de Guardias o SIGA (Sistema Integral de Gestión de la Abogacía).

Justicia tecnológica

SIGAEL COLEGIO VIRTUAL

El ‘Sistema Integral de Gestión de la Abogacía” (SIGA) es la herramienta de gestión más extendida entre los Colegios de la Abogacía, implantada en la mayoría de ellos. Cubre todas las actividades de gestión del Colegio, entre ellas el turno de oficio. “SIGA es bastante importante para el Colegio y facilita mucho la labor”, afirma Ángel Moreno, secretario técnico del Colegio de Abogados de Córdoba.

“Facilita muchísimo al Colegio la gestión, porque documenta toda la gestión de la Comisión Provincial de Asistencia Jurídica Gratuita, genera las guardias, realiza la facturación que hay que remitir a la Junta de Andalucía y lleva el seguimiento de toda la tramitación de Justicia Gratuita”, explica.

También los colegiados se benefician del SIGA: les permite liquidar todas las asistencias que realizan, ver qué cantidad tienen pendiente de cobro, consultar datos de las designaciones realizadas y de las próximas… “Hay mucha más transparencia en cuanto a las designaciones y el control que se hace de éstas”, destaca el secretario técnico de Córdoba.

Gracias a SIGA, en el Colegio de Córdoba han suprimido totalmente el papel en la gestión del Turno Oficio y la Justicia Gratuita. Los letrados cuelgan la documentación en SIGA y desde ahí el Colegio lo revisa y lo valida. Y es un sistema que tienen que utilizar todos los colegiados en este ámbito, “salvo casos excepcionalísimos y previamente valorados para que se autorice la presentación en papel”, explica Ángel Moreno.

EXPEDIENTE ELECTRÓNICO DE JUSTICIA GRATUITA: AHORRO ECONÓMICO Y EN TIEMPO

El Expediente Electrónico de Justicia Gratuita aporta transparencia en la gestión, minimiza errores y reduce el coste y los plazos. Desde su puesta en marcha en 2010 se ha convertido en una herramienta fundamental en el día a día de los Colegios de la Abogacía, conectándolos con instituciones como la Agencia Tributaria, el Instituto Nacional de la Seguridad Social, la Dirección General del Catastro o el Instituto Nacional de Empleo, así como con organismos de comunidades autónomas con competencias en Justicia. Cuando los ciudadanos solicitan Justicia Gratuita, simplemente deben autorizar al Colegio correspondiente para que pida a las distintas administraciones la documentación necesaria.

Su uso no deja de crecer. Y aunque es cierto que en 2020, debido al Covid-19, se tramitaron un 21% menos de expedientes que el año anterior, en el primer semestre de 2021 se aprecia una recuperación del volumen de solicitudes gestionadas electrónicamente, con cifras muy similares a las registradas en 2019 (365.286 frente a 367.202 en 2019). El 83% de los expedientes de Justicia Gratuita tramitados en 2020 fueron electrónicos. De hecho, en algunos colegios como Valencia, se ha llegado a una cifra cercana al 90%.

Se trata de un sistema, explica Josep Julià Pascual, diputado noveno del Colegio de Abogados de Valencia, que tiene ventajas para el Colegio, para el beneficiario y para las administraciones. Además de evitar desplazamientos y simplificar la solicitud, “la valoración es mucho más ágil” al unificarse toda la información en un único expediente. Si la documentación está íntegra, el expediente puede estar tramitado en 48 horas.

“Los datos que se obtienen son ciertos”, puesto que es la propia Administración competente quien los facilita, explica el diputado valenciano. Por su parte, las Administraciones Públicas mejoran y agilizan el servicio que ofrecen al ciudadano, consiguen la trazabilidad completa del proceso y eliminan posibles fraudes, optimizando el gasto público y aportando la máxima transparencia en la gestión.

CENTRALITA DE GUARDIAS: TODOS LOS LETRADOS DE GUARDIA EN UNA LLAMADA

La Centralita de Guardias está implantada en 14 Colegios de la Abogacía, en los que permite, a través de llamadas de teléfono automatizadas, gestionar el ciclo completo de asignación de un abogado a una asistencia del Turno de Oficio. Funciona como punto de conexión entre los centros de detención, los letrados y el Colegio. El Colegio introduce en el sistema los listados de guardias, configura parámetros de localización de abogados y puede posteriormente revisar todas las llamadas y asistencias realizadas. La Centralita, tras consultar los listados, llama al letrado correspondiente.

“Para el Colegio, proporciona más control, porque disponemos de un mecanismo fiable que nos asegura que el servicio funciona correctamente”, explica Silvia Cuesta, secretaria técnica del Colegio de Abogados de Salamanca. Además, “es mucho más eficaz, porque se han reducido mucho las incidencias al estar todo automatizado”. Y al ser compatible con SIGA, es “más cómodo de gestionar”.

También ofrece ventajas para los colegiados. Sobre todo, apunta Cuesta, “les garantiza la equidad en el reparto de las guardias” y tiene en cuenta su disponibilidad. Por último, tiene ventajas para los centros de detención, porque simplifica el proceso: solo tienen que hacer una llamada.

Tan satisfechos están en el Colegio con el funcionamiento del sistema en Salamanca capital, que están preparando la Centralita para poder dar asistencia a toda la provincia, ya que ahí las guardias son semanales y se necesita que la centralita pueda asignar guardias durante este período.

La Centralita de Guardias ha sido premiada internacionalmente. En 2019 este servicio logró el Premio Financial Times de Innovación Jurídica, tras ser elegido entre más de 90 candidaturas seleccionadas.