fbpx

Al detectarse una saturación en las bandejas de entrada, tanto físicas como telemáticas

Delgado reitera a los fiscales que se limiten a lo esencial tras detectarse una saturación del sistema

Noticia

La fiscal general del Estado, Dolores Delgado, ha dictado este lunes un decreto en el que comunica a la plantilla que se ha detectado saturación en las bandejas de entrada, tanto físicas como telemáticas, de distintas fiscalías durante este último mes de estado de alarma a pesar de que los plazos procesales están suspendidos, por lo que les ha reiterado que se limiten a los servicios esenciales acordados por la Administración de Justicia.

Bandeja de entrada fiscales

Según explica el texto, "se ha procedido a la entrega en fiscalías de notificaciones, emplazamientos o traslados de procedimientos que no se corresponden con los servicios esenciales", lo que ha provocado que las bandejas de entrada de esas fiscalías, tanto las físicas como de expediente digital, "se han visto saturadas".

Y además, "los órganos judiciales, en mayor o menor medida, han comenzado a trasladar procedimientos a las fiscalías, algunos de ellos no comprendidos entre los denominados servicios esenciales", dice el decreto de la fiscal general.

Ante esta situación, y "con la finalidad de no entorpecer el servicio público de la Justicia", Delgado insiste en que "continúa siendo una prioridad evitar, en la medida de lo posible, los desplazamientos", por lo que remarca que hay que seguir potenciando para ello el uso de videoconferencias y el teletrabajo.

PRESENTAR ESCRITOS DE FORMA ESCALONADA

Aunque los fiscales continúen trabajando de forma telemática, deben tramitar y remitir los procedimientos a los juzgados "de forma escalonada, teniendo en consideración las limitaciones de personal" de las oficinas de fiscalía y de los órganos judiciales que hay actualmente debido al estado de alarma por la pandemia, protegiendo así también la salud de las plantillas.

"Una respuesta escalonada, prolongada en el tiempo que aún resta de vigencia del estado de alarma nos permitirá gestionar mejor y más eficientemente los recursos personales y materiales de fiscales, cuerpos de auxilio, gestión y tramitación", subraya Delgado.

De este modo, remarca que la prioridad en el despacho de procedimientos en todos los órdenes no debe responder necesariamente a un orden estrictamente temporal o cronológico, como ocurre en condiciones normales, sino que los fiscales deben priorizar en su tramitación aquellos procedimientos en los que se aprecie un interés público o social, aquellos tramitados por hechos en los que se vean afectados los bienes jurídicos personales de las víctimas y aquellos otros que afecten a colectivos especialmente vulnerables.