fbpx

Les absuelve de coacciones al no ver probado que impidieran libertades

Un juez multa a tres estudiantes por rajar una bandera española de SCC en la Universidad Autónoma de Barcelona en 2016

Noticia

El Juzgado de lo Penal 2 de Sabadell (Barcelona) ha condenado a un estudiante a una multa de 2.160 euros y a dos universitarios más a otra de 1.920 por rajar una bandera española que cogieron de una carpa de Societat Civil Catalana (SCC) instalada en la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB).

Multa por rajar una bandera de España

En una sentencia a la que ha tenido acceso Europa Press, el juzgado absuelve a los tres jóvenes independentistas de un delito de coacciones por el que fueron enjuiciados, ya que el juez descarta que impidieran el ejercicio de libertades de cuatro miembros de SCC presentes en la carpa.

El juez resta credibilidad al testimonio de estas cuatro supuestas víctimas de SCC en relación a las coacciones porque, entre otros factores, recuerda que es un organismo "ideológicamente opuesto al Sindicat d'Estudiants dels Països Catalans (SEPC), al que pertenecían los tres acusados" y descarta que se cumpla el requisito de ausencia de incredibilidad subjetiva.

Ultrajes a la bandera

La sentencia impone la multa más alta, por el delito de ultrajes a la bandera nacional, al estudiante que rajó la enseña y considera en relación a los tres que los hechos "se ejecutaron en la universidad, lugar donde debe primar, aún más que en otros lugares, el respeto a las distintas ideologías, opiniones o lugares".

Además, también menciona la sentencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) de 13 de marzo de 2018 que consideró que la quema de fotos del Rey "forma parte de la crítica política".

El juez entiende que el caso de los tres estudiantes del SEPC no está incluido en la jurisprudencia del TEDH, porque la quema de fotos del Rey del caso que llegó a la justicia europea fue "en un contexto de manifestación organizada por movimientos independentistas y antimonárquicos" ante una visita del monarca en Girona.

El caso de la UAB, sin embargo, fue un día "en el que se celebraba una feria de entidades de distinta naturaleza e ideologías en la Plaza Cívica" del centro universitario.